Recordando al Dr. Peter Salama

Hoy, en nombre de toda la familia de la Fundación de las Naciones Unidas, sumamos nuestra voz al coro de aquellos que están de luto por la pérdida de un verdadero e incansable defensor de la salud pública.

El Dr. Pete Salama representó a las Naciones Unidas en su mejor momento. Las casi dos décadas que prestó al servicio de la ONU fueron realmente un testimonio de su servicio a la comunidad mundial, desde Afganistán hasta Yemen, desde Etiopía hasta África Occidental. Su capacidad para apoyar compasivamente a las comunidades en la primera línea de la atención en las circunstancias más difíciles complementó perfectamente su capacidad para dirigir respuestas complejas de salud pública en un contexto multilateral. El Dr. Salama fue un consumado humanitario y un brillante profesional de la salud pública. También era un ser humano decente, profundamente respetuoso y cariñoso cuyo ejemplo inspiró a quienes lo rodeaban.

La Organización Mundial de la Salud es una institución más fuerte porque el Dr. Salama formó parte de ella. Marcó el comienzo de una importante reforma del Programa Mundial de Emergencias Sanitarias después de dirigir eficazmente la respuesta de UNICEF al brote de Ébola en África Occidental, generando la confianza de los gobiernos, sus colegas y muchos otros. En su función más reciente como Director Ejecutivo de la Cobertura Sanitaria Universal, el Dr. Salama asumió el papel de uno de los aspectos más importantes de los Objetivos de Desarrollo Sostenible: garantizar la salud para todos.

Es difícil imaginar una región, un dominio de la salud pública o una institución en el campo de la salud pública mundial que no haya sido mejorada por su compromiso infatigable, compasivo y urgente de mejorar y salvar vidas. Enviamos nuestros pensamientos a su esposa y sus tres hijos, a sus amigos y familiares, y a todos los colegas de dentro y fuera de las Naciones Unidas que tuvieron el placer de trabajar con él.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.