Qué Es la Plasticultura: Cómo Aplicar Métodos De Plasticultura En Jardines

Puede parecer incongruente combinar el uso del plástico con la jardinería, pero la producción de plasticultura es una industria multimillonaria, utilizada en todo el mundo con impresionantes aumentos en el rendimiento. ¿Qué es la plasticultura y cómo se pueden aplicar los métodos de plastificación al jardín doméstico? Siga leyendo para obtener más información.

¿Qué es la plasticultura?

La plasticultura es el uso de plástico ligero o mantillo para cubrir el lecho de semillas con el fin de controlar la temperatura del suelo, retener la humedad y retardar las malas hierbas e insectos invasores. La plasticultura también se refiere a cubiertas de hileras e invernaderos.

Básicamente, las prácticas de plastificación duplican o triplican la eficiencia del jardín al tiempo que permiten al jardinero cosechar semanas antes de lo habitual. Los costos iniciales de usar plasticultura en el jardín son definitivamente una inversión, y la administración del sistema puede tomar algún tiempo para bajar, pero vale la pena el esfuerzo.

Cómo aplicar Métodos de Plastificación

Las prácticas de plastificación implican el uso de mantillo de plástico junto con un sistema de riego por goteo a través de una red de tubos de plástico colocados debajo del mantillo, a menudo junto con camas elevadas. El uso de la plasticultura en el jardín calienta el suelo, lo que a su vez conduce a la aparición temprana de plántulas y disminuye la necesidad de una temporada de crecimiento larga. Esto es especialmente cierto para los jardineros comerciales que cultivan cultivos como fresas, tomates y melones, que luego pueden salir al mercado antes que con los métodos de cultivo convencionales anteriores.

Mientras que la plasticultura beneficia al agricultor comercial, este método también produce resultados fabulosos para el jardinero doméstico. Estos son los conceptos básicos sobre cómo comenzar:

  • Antes de utilizar métodos de producción de plasticultura, el sitio debe estar bien preparado. Sería prudente tomar muestras de suelo para determinar si hay nematodos presentes, y aquellas para determinar el contenido de nutrientes. Fumigue el suelo si se considera que hay nematodos presentes y enmiende el suelo con mantillo, cal o lo que el resultado de la prueba del suelo indique que es necesario. La oficina de extensión de su condado puede ser de ayuda con todo esto.
  • A continuación, la tierra debe labrarse con un rototiller o con un buen trabajo duro a la antigua. De cualquier manera, es importante crear una cama que tenga tierra suelta y friable que esté libre de piedras, terrones, etc.
  • Ahora es el momento de diseñar su sistema de goteo. Un sistema de goteo ahorra dinero y es respetuoso con el medio ambiente en comparación con los sistemas de riego convencionales. A medida que el sistema de goteo aplica lenta y consistentemente pequeñas cantidades de agua a la planta, las raíces absorben lo que necesitan, tal y como lo necesitan, sin desperdicios. También evita la lixiviación del suelo de nutrientes preciosos que de otro modo podrían escurrirse cuando se utiliza un sistema de riego convencional.
  • Entonces es hora de colocar el mantillo de plástico. Para propiedades grandes, las máquinas de colocación de plástico son una opción o para aquellos de nosotros con un espacio de jardinería más modesto, coloque el plástico y córtelo a mano. Sí, consume un poco de tiempo, pero, de nuevo, vale la pena el esfuerzo a largo plazo.
  • Siguiendo este paso, ya está listo para plantar.

Las instrucciones más completas sobre cómo implementar prácticas de plasticultura en su jardín están disponibles en detalle en Internet. El proceso puede ser muy simple o extremadamente complejo dependiendo del tamaño del área, los cultivos cultivados y con qué propósito, así como la cantidad de energía que desea aplicar al mantenimiento del área.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.